viernes, 26 de mayo de 2017

Findesemanía chapultepeconversando

Es viernes y don Venus lo sabe

... pero no recuerda dónde dejó su ropa

La diosa amenaza con su sandalia al semidiós

Afrodita, Eros (Cupido) y Pan, 100 a. de C., conjunto escultórico de mármol

jueves, 25 de mayo de 2017

Hora del tecito


Flauta de Pan

Pan-uestro que estás en/ Oh, cielos



El padre Nuestro de Pan


Padre nuestro, padre ambiguo
de los milagros eternos
que admiramos los modernos
por tu gran prestigio antiguo.

La ninfa junto a la fuente pasa
y tiene en su blancura
lo que inspira, lo que dura,
lo que aroma y lo que abrasa.

Pues al ver la viva flor
o la estatua que se mueve,
hecha de rosa y de nieve,
nos toma el alma el amor.

Pan nuestro que estás en la tierra,
porque el universo se asombre,
glorificado sea tu nombre
por todo lo que en él se encierra.

Vuélvanos tu reino de fiesta
en que tú aparezcas y cantes
con los tropeles de bacantes
mancillando la floresta.

Hunde siempre violento y vivo
y por tus ímpetus agrestes,
en el cielo cuernos celestes
y en la tierra patas de chivo

Danos ritmo, medida y pauta
al amor de tu melodía,
y que haya al sonar de tu flauta
amor nuestro de cada día.

Deudas que el alma amando trunca
están en tu disposición,
y no le concedas perdón
a aquel que no haya amado nunca.

-Rubén Darío



miércoles, 24 de mayo de 2017

martes, 23 de mayo de 2017

El pobre diablo que usó de envase el Diablo/ O de la banalidad del mal

Salman Ramadan Abedi (en la foto), de 22 años, terrorista suicida que detonó una bomba casera que mató a 22 personas en Manchester, en el Reino Unido, era parte de la primera generación británica de una familia de libios que, huyendo del dictador Gadafi, se refugiaron en la ciudad de los mancunianos. Tanto el padre como el hermano menor de Salman, fueron ya arrestados en Libia.
Bashim Ramadan Abedi, de 20 años, hermano de Salman

Visita


Pan, semidiós

Fotografía de Gorbissa

(T)errorismo


Consuelo

Pan conforta a Psiqué, 1872, Sir Edward Burne-Jones

Melania -como el resto del mundo- ahíta del patán/ Arribo -"quita tu mano"- a Tel Aviv

El nombre de la ciudad de Tel Aviv (que a los mexicanos nos suena a Televisa o a canal de TV chafa) se compone de dos palabras hebreas: Aviv que significa "primavera"; y Tel que se traduce como "montículo, loma, colina". La palabra se acuñó a partir de la cita bíblica del Antiguo Testamento que se lee en Ezequiel 3:15 :
 
Y vine a los cautivos en Tel-abib, que moraban junto al río Quebar, 
y me senté donde ellos estaban sentados, y allí permanecí siete días 
atónito entre ellos

Terrorista suicida/ O de los aguafiestas en las sociedades abiertas

Ariana Grande concluía un concierto en el Reino Unido, cuando ocurrió el atentado que dejó 22 muertos. ¿Qué clase de nombre ostenta la cantante, que no suena a inglés sino a español? "Ariana" es variante caprichosa de Oriana (de aureana, de 'áurea': "de oro"); y "Grande", cuyo significado es claro en español, corresponde al apellido italiano de la mamá; pues el padre, de apellido Butera, abandonó a la familia cuando la jovencita diva tenía ocho años. Quizá Ariana Butera no hubiese sido tan popular en la farándula.

lunes, 22 de mayo de 2017

Sexenable


Penitente


Editorial de sanlunes/ La todofilia o el acto reflejo de generalizar

¿Bienvenida la libertad de expresión de generalizaciones?
-Manuel Falcón

En un país sacudido por escándalos de megaultracorrupción de sus gobernadores que demostraron ser empresarios habilidosísimos ("con permiso, narcos") para implementar esquemas de saqueo científico del erario con tecnología administrativa de punta que lo mismo triangula botines ya con bancos de las Islas Caimán ya con cuentas en Estados Unidos a nombre de la fiel y abnegada esposa con derecho a la abundancia de uñas, ya con exhibicionismo en redes sociales de yates, autos, relojes, joyas, mansiones, caballos y guaruras portátiles, más lo que se acumule en el momento en que se leen estas líneas; en un México así, escandalizado, pero paralizado en su pasmo ante la impunidad de servidores públicos que hurtan dineros públicos a plena luz del día,  en dicha atmósfera de excesos se reitera, en donde el largo brazo de la justicia manca no aparece por ningún lado, es que surgen los escandalosos crímenes de ciudadanos inermes que vienen a sacudir aún más la opinión pública ya de por sí histerizada y azuzada vía Facebook, Periscope o Twitter. Pero con la adrenalina social a tope surgen también los excesos y exageraciones en la información desproporcionada y generalizadora. O ¿cómo interpretar el siguiente titular de periódico nacional: "Periodista o sacerdote, profesiones más peligrosas en el país, afirma la Arquidiócesis Primada de México". ¿Tanto así? ¿No cabe matizar señalando con toda precisión, en qué casos, qué periodista o qué sacerdote, están en peligro?
Recuérdese el caso de los 43. Se trataba de estudiantes de una Normal Rural de Guerrero. Y en el clima de histeria escandalizada se olvidó cualquier matiz para afirmar que "el gobierno de México mata a sus maestros". Adiós detalles, bienvenidas las generalizaciones. ¿Y los clubes privados exclusivos de narcos de Guerrero? ¿Y los Rojos? ¿Y los Guerreros Unidos? ¿Y los alcaldes y gobernadores cómplices de los narcos? ¿Y los Abarca, y Aguirre? Nada: el de los 43 "fue un crimen de Estado"  dicho sea sin rubor y con exceso. Ahora bien, en el caso de los periodistas asesinados, como Miroslava Breach, en Chihuahua, y Javier Valdez, en Sinaloa, por citar los casos más recientes, ¿no se trataba de periodistas de la fuente policíaca, de seguridad pública, vulgo Nota Roja? Es decir, tanto Breach (que investigaba fosas clandestinas en Madera, Chihuahua)  como Valdez (que había intentado publicar una entrevista con Dámaso López (a) El Licenciado, que incluía mensaje a los chapitos) se habían especializado en la fuente informativa de asuntos del narcotráfico. De aquí a afirmar que "en México se mata a los periodistas", ¿no es olvidar los matices? O ¿se sabe de algún caso en que haya sido asesinado un cronista de Sociales o algún comentarista de Deportes? También son periodistas. Por supuesto que nadie debe asesinar a nadie en México (exclamó Perogrullo); y claro que las policías mexicanas –municipales, estatales y federales- deben evitar cualquier crimen (se piden disculpas por la perogrullada). Pero reclamar la acción de los aparatos de justicia o, mejor dicho, su omisión, alegando con sinécdoques a voz en cuello, que en "México se mata a los periodistas" o "en México se mata a los maestros" o a los sacerdotes, es incurrir en el exceso verbal que sostiene tácitamente que se mata a "todos" los miembros de dichas profesiones. ¿A todos, de veras, sin matices?
Compárense los asesinatos de periodistas a manos de narcos en México con los crímenes de periodistas a manos de terroristas en Europa. El 7 de enero de 2015, en París, dos hermanos, Säid y Chérif Kouachi (de padres árabes, pero nacidos en Francia y entrenados como yihadistas en Irak y Siria), irrumpieron en la redacción del semanario satírico Charlie Hebdo y acribillaron a cinco caricaturistas franceses que dibujaron y publicaron caricaturas de Mahoma. A raíz de la tragedia, nadie incurrió en el exceso de afirmar que "en Francia se asesina a los caricaturistas". No. Porque los yihadistas no asesinaron a cualquier caricaturista por el mero hecho de ser caricaturista. Los extremistas musulmanes mataron a los caricaturistas que caricaturizaron a Mahoma. Por supuesto que dichos crímenes jamás debieron haber ocurrido, pero los franceses entendieron de inmediato la circunstancia del caso y el móvil del crimen. No se echaron a generalizar. 
Lo mismo cabe decir de los periodistas mexicanos. Los recién asesinados y los que se encuentran en mayor peligro de ser asesinados (y por tanto, merecerían protección especial de guardias de seguridad pública o privada) son aquellos que en nuestro país, sobre todo en provincia -sin la fama ni estipendio de las grandes firmas de medios nacionales que viven en el ombligo del mundo: la Ciudad de México-, escriben sobre narcotraficantes más funcionarios cómplices en gobiernos estatales y municipales. 
Tales narco-crímenes, por cierto, representan una más de las secuelas de la Guerra Loca contra las Drogas del sexenio loco de Felipito Calderón que decapitó capos e inundó las calles de México con militares (el tanque de guerra en la cocina) y sicarios freelance inmersos en batallas campales (más daños colaterales) por el cetro del capo caído.

sábado, 20 de mayo de 2017

viernes, 19 de mayo de 2017

Findesemanía mayoseando

Es viernes y don Venus lo sabe

... y aprovecha para practicar selfies

Noah, en hebreo; Noé, en español: "reposado"/ Aronovsky

A punto de ser develada

La Minerva se remodeló ligeramente para soportar la creciente dosis de calor en la Zona Monstruopolitana de Gdl

La importancia de llevar un bloc de notas/ A lo escrito no se lo lleva el viento

La muerte de Javier Valdez: un mensaje

GPS

Noé y los animales acuáticos, 1978, Peter Spier (amplíese)
El Arca no fue diseñada para ser dirigida, sólo para flotar; Dios tenía el control de la navegación

La importancia de llevar un diario o bloc de notas/ O de apuntalar la memoria

Comey’s Memos Were a Product of a Culture of Note-Keeping

WASHINGTON — The revelation that James B. Comey documented his interactions with President Trump — describing in detail how the president urged him to quash the federal investigation into Michael T. Flynn, the former national security adviser — provided the clearest evidence yet that Mr. Trump tried to influence the government’s inquiry into possible links between his associates and Russia.
It also shined a bright light on something more commonplace: the F.B.I.’s practice of keeping careful, contemporaneous notes.
For law enforcement officials like Mr. Comey, who was fired last week as the director of the F.B.I., documenting sensitive conversations is a reflex — and in keeping with the habits of diligent lawyers. Mr. Comey was a federal prosecutor and corporate counsel before he took over the F.B.I.

Why do F.B.I. employees write memos?

In sensitive investigations as well as in routine matters, it is standard for people who work in law enforcement to keep detailed phone and meeting logs, Lauren C. Anderson, a former top F.B.I. official, said.
“That’s the culture of the F.B.I. — you habitually document everything you do,” Ms. Anderson, a 29-year veteran of the bureau, said. “As a rule, you’re not taping every conversation, so your ability to recall details in a way that can be maintained and relied on is absolutely critical.”

The instinct to preserve possible evidence goes beyond the F.B.I.
“The same is true in the C.I.A.,” Ms. Anderson said. “They’re meticulous in their documentation of both formal and informal communications.”

Tweet
In the cia, there is a sayin: if you didnt write it down it doesnt exist. in the fbi everything exists because everything is written down.

Why keep the records?

Memos such as Mr. Comey’s help reflect a level of detail documented while events are still fresh in the writer’s mind. In court, they can serve to corroborate testimony.
Interactions with people who may in some way figure into an investigation — regardless of what may be discussed — could be pertinent to an inquiry and later serve as evidence.
“Memos give you the flexibility to report facts as well as atmospheric impressions,” Ms. Anderson said.
“It goes to his credibility,” she said of Mr. Comey. “The fact that he wrote it when it happened lends weight to it. It’s not like he wrote something last weekend and backdated it.”
 Mr. Comey’s memos were not the standard forms that F.B.I. agents use to summarize the facts of interviews they conduct, called FD-302s, or 302s in bureau parlance. They were a more informal way to document not just the facts of an interaction but also personal impressions and analysis to help put those facts into context.

Medidas

Noé flotando, Dumitru Bolboceanu 
Según el Génesis 6:15, el arca tenía 300 codos de largo, 50 codos de ancho y 30 codos de alto ( es decir, 133 metros de largo, 23 metros de ancho y 14 metros de alto)

jueves, 18 de mayo de 2017

Viaje profundo

Arca de Noé y parejas, 1966, Marc Chagall (amplíese)

Tic


miércoles, 17 de mayo de 2017

Nave

Arca de madera de gofer, 2012, Yim Yuming

Fortuna


martes, 16 de mayo de 2017

¿Diluvio purificador?/ Si no cambia el mundo, cambiemos de planeta

La futura arca de Noé, 2014, Lac Tic (amplíese)

Pre(n)sa


Las cuatro hermanas

Cosmópolis (la conflictiva tierra -algo distinta de la aldea global profetizada por McLuhan- donde se bate la libertad de palabra) no es la realización de la utopía soñada por los ciberlibertarios del año 2000 sino un planeta donde internet está dominado por cuatro hermanas omnipresentes, monstruosas, codiciosas y omniscientes (Google, Apple, Facebook y Amazon) que, bautizadas por la anglofobia francesa como GAFA, son un nuevo tipo de superpotencia, sin territorio fijo, animada por el lucro y guardiana de totalitarismos como el chino. Se trata de verdaderas multinacionales capaces de decidir qué deben ver (o mirar primero) millones de ciberciudadanos, dueñas de una capacidad de ocultamiento nunca antes vista en el planeta.

-Christopher Domínguez Michael en reseña bibliográfica de Libertad de palabra, de Timothy Garton Ash

lunes, 15 de mayo de 2017

Mariposa=psique

¿Una flor caída
volviendo a la rama?
Era una mariposa

-Arakida Morikami

Día de la Maestra


domingo, 14 de mayo de 2017

Lección

Para presidente no se estudia.

- en Sobre los títulos profesionales 
como capital curricular de Gabriel Zaid

Calorón


sábado, 13 de mayo de 2017

viernes, 12 de mayo de 2017

Findesemanía alunizando

Es viernes y don Venus lo sabe

...luego de cargar un garrafón de agua

Nombre


La Sirenita suspira

Ilustración de Charles Rose (amplíese)
Tanto en el cuento de la Sirenita como en el de Cenicienta, ambas asumen que la fiesta, la felicidad, la vida, lo interesante, siempre está en otra parte, menos donde ellas están, aquí y ahora

martes, 9 de mayo de 2017

La Sirenita rescata al príncipe

Ilustración de Sulamit Wulfing (amplíese)

Custodios invitan


Expulsando evidencias






Preparación académica


Don Étimo y la Sirenita

Ilustración de Gennady Spirin (amplíese)  
En inglés se cuenta con dos palabras para el significado de sirena
siren (del griego seirá, "cuerda", "atadura"... con la que se amarraban los marineros para no lanzarse al mar tras las bellas cantantes que poseían alas y cuerpo de mujer según el mito griego original; pero durante la Edad Media, a raíz de una con/fusión entre sirenas y nereidas, se las imaginó con la mitad del cuerpo con cola de pez); y mermaid ( mere, "mar" y maid, "doncella", la doncella del mar). Pero, ¿y la sirena de las patrullas de policía, de la ambulancia? Es un significado dado por extensión a partir del poderoso canto/sonido de las sirenas que de inmediato capturaba la atención.

El canto de las sirenas (My Jolly Sailor Bold-mi alegre marinerito audaz/atrevido/pícaro)

 
-Do You Wanna Talk?
-Yeah
 -You are Beautiful!
 -Are you the one who sings?
 -Aye!
 -Are you my jolly sailor bold?
-I'll Shall be!
    
My heart is pierced by Cupid, I disdain all glittering gold,
There is nothing that can console me but my jolly sailor bold

La Sirenita/ O de la tensión entre vivir dentro del mar o sobre el mar

Ilustración de Gennady Spirin

lunes, 8 de mayo de 2017

Cuento infantil ¿De veras? ¿Nada más para infantes?


La Sirenita


Hans Christian Andersen

En el fondo del más azul de los océanos había un maravilloso palacio en el cual habitaba el Rey del Mar, un viejo y sabio tritón que tenía una abundante barba blanca. Vivía en esta espléndida mansión de coral multicolor y de conchas preciosas, junto a sus hijas, cinco bellísimas sirenas.
La Sirenita, la más joven, además de ser la más bella poseía una voz maravillosa; cuando cantaba acompañándose con el arpa, los peces acudían de todas partes para escucharla, las conchas se abrían, mostrando sus perlas, y las medusas al oírla dejaban de flotar.
La pequeña sirena casi siempre estaba cantando, y cada vez que lo hacía levantaba la vista buscando la débil luz del sol, que a duras penas se filtraba a través de las aguas profundas.
-¡Oh! ¡Cuánto me gustaría salir a la superficie para ver por fin el cielo que todos dicen que es tan bonito, y escuchar la voz de los hombres y oler el perfume de las flores!
-Todavía eres demasiado joven -respondió la abuela-. Dentro de unos años, cuando tengas quince, el rey te dará permiso para subir a la superficie, como a tus hermanas.
La Sirenita soñaba con el mundo de los hombres, el cual conocía a través de los relatos de sus hermanas, a quienes interrogaba durante horas para satisfacer su inagotable curiosidad cada vez que volvían de la superficie. En este tiempo, mientras esperaba salir a la superficie para conocer el universo ignorado, se ocupaba de su maravilloso jardín adornado con flores marítimas. Los caballitos de mar le hacían compañía y los delfines se le acercaban para jugar con ella; únicamente las estrellas de mar, quisquillosas, no respondían a su llamada.
Por fin llegó el cumpleaños tan esperado y, durante toda la noche precedente, no consiguió dormir. A la mañana siguiente el padre la llamó y, al acariciarle sus largos y rubios cabellos, vio esculpida en su hombro una hermosísima flor.
-¡Bien, ya puedes salir a respirar el aire y ver el cielo! ¡Pero recuerda que el mundo de arriba no es el nuestro, sólo podemos admirarlo! Somos hijos del mar y no tenemos alma como los hombres. Sé prudente y no te acerques a ellos. ¡Sólo te traerían desgracias!
Apenas su padre terminó de hablar, La Sirenita le dio un beso y se dirigió hacia la superficie, deslizándose ligera. Se sentía tan veloz que ni siquiera los peces conseguían alcanzarla. De repente emergió del agua. ¡Qué fascinante! Veía por primera vez el cielo azul y las primeras estrellas centelleantes al anochecer. El sol, que ya se había puesto en el horizonte, había dejado sobre las olas un reflejo dorado que se diluía lentamente. Las gaviotas revoloteaban por encima de La Sirenita y dejaban oír sus alegres graznidos de bienvenida.
-¡Qué hermoso es todo! -exclamó feliz, dando palmadas.
Pero su asombro y admiración aumentaron todavía: una nave se acercaba despacio al escollo donde estaba La Sirenita. Los marinos echaron el ancla, y la nave, así amarrada, se balanceó sobre la superficie del mar en calma. La Sirenita escuchaba sus voces y comentarios. “¡Cómo me gustaría hablar con ellos!”, pensó. Pero al decirlo, miró su larga cola cimbreante, que tenía en lugar de piernas, y se sintió acongojada: “¡Jamás seré como ellos!”
A bordo parecía que todos estuviesen poseídos por una extraña animación y, al cabo de poco, la noche se llenó de vítores: “¡Viva nuestro capitán! ¡Vivan sus veinte años!” La pequeña sirena, atónita y extasiada, había descubierto mientras tanto al joven al que iba dirigido todo aquel alborozo. Alto, moreno, de porte real, sonreía feliz. La Sirenita no podía dejar de mirarlo y una extraña sensación de alegría y sufrimiento al mismo tiempo, que nunca había sentido con anterioridad, le oprimió el corazón.
La fiesta seguía a bordo, pero el mar se encrespaba cada vez más. La Sirenita se dio cuenta en seguida del peligro que corrían aquellos hombres: un viento helado y repentino agitó las olas, el cielo entintado de negro se desgarró con relámpagos amenazantes y una terrible borrasca sorprendió a la nave desprevenida.
-¡Cuidado! ¡El mar…! -en vano la Sirenita gritó y gritó.
Pero sus gritos, silenciados por el rumor del viento, no fueron oídos, y las olas, cada vez más altas, sacudieron con fuerza la nave. Después, bajo los gritos desesperados de los marineros, la arboladura y las velas se abatieron sobre cubierta, y con un siniestro fragor el barco se hundió. La Sirenita, que momentos antes había visto cómo el joven capitán caía al mar, se puso a nadar para socorrerlo. Lo buscó inútilmente durante mucho rato entre las olas gigantescas. Había casi renunciado, cuando de improviso, milagrosamente, lo vio sobre la cresta blanca de una ola cercana y, de golpe, lo tuvo en sus brazos.
El joven estaba inconsciente, mientras la Sirenita, nadando con todas sus fuerzas, lo sostenía para rescatarlo de una muerte segura. Lo sostuvo hasta que la tempestad amainó. Al alba, que despuntaba sobre un mar todavía lívido, la Sirenita se sintió feliz al acercarse a tierra y poder depositar el cuerpo del joven sobre la arena de la playa. Al no poder andar, permaneció mucho tiempo a su lado con la cola lamiendo el agua, frotando las manos del joven y dándole calor con su cuerpo.
Hasta que un murmullo de voces que se aproximaban la obligaron a buscar refugio en el mar.
-¡Corran! ¡Corran! -gritaba una dama de forma atolondrada- ¡Hay un hombre en la playa! ¡Está vivo! ¡Pobrecito…! ¡Ha sido la tormenta…! ¡Llevémoslo al castillo! ¡No! ¡No! Es mejor pedir ayuda…
La primera cosa que vio el joven al recobrar el conocimiento, fue el hermoso semblante de la más joven de las tres damas.
-¡Gracias por haberme salvado! -le susurró a la bella desconocida.
La Sirenita, desde el agua, vio que el hombre al que había salvado se dirigía hacia el castillo, ignorante de que fuese ella, y no la otra, quien lo había salvado.
Pausadamente nadó hacia el mar abierto; sabía que, en aquella playa, detrás suyo, había dejado algo de lo que nunca hubiera querido separarse. ¡Oh! ¡Qué maravillosas habían sido las horas transcurridas durante la tormenta teniendo al joven entre sus brazos!
Cuando llegó a la mansión paterna, la Sirenita empezó su relato, pero de pronto sintió un nudo en la garganta y, echándose a llorar, se refugió en su habitación. Días y más días permaneció encerrada sin querer ver a nadie, rehusando incluso hasta los alimentos. Sabía que su amor por el joven capitán era un amor sin esperanza, porque ella, la Sirenita, nunca podría casarse con un hombre.
Sólo la Hechicera de los Abismos podía socorrerla. Pero, ¿a qué precio? A pesar de todo decidió consultarla.
-¡…por consiguiente, quieres deshacerte de tu cola de pez! Y supongo que querrás dos piernas. ¡De acuerdo! Pero deberás sufrir atrozmente y, cada vez que pongas los pies en el suelo sentirás un terrible dolor.
-¡No me importa -respondió la Sirenita con lágrimas en los ojos- a condición de que pueda volver con él!
¡No he terminado todavía! -dijo la vieja-. ¡Deberás darme tu hermosa voz y te quedarás muda para siempre! Pero recuerda: si el hombre que amas se casa con otra, tu cuerpo desaparecerá en el agua como la espuma de una ola.
-¡Acepto! -dijo por último la Sirenita y, sin dudar un instante, le pidió el frasco que contenía la poción prodigiosa. Se dirigió a la playa y, en las proximidades de su mansión, emergió a la superficie; se arrastró a duras penas por la orilla y se bebió la pócima de la hechicera.
Inmediatamente, un fuerte dolor le hizo perder el conocimiento y cuando volvió en sí, vio a su lado, como entre brumas, aquel semblante tan querido sonriéndole. El príncipe allí la encontró y, recordando que también él fue un náufrago, cubrió tiernamente con su capa aquel cuerpo que el mar había traído.
-No temas -le dijo de repente-. Estás a salvo. ¿De dónde vienes?
Pero la Sirenita, a la que la bruja dejó muda, no pudo responderle.
-Te llevaré al castillo y te curaré.
Durante los días siguientes, para la Sirenita empezó una nueva vida: llevaba maravillosos vestidos y acompañaba al príncipe en sus paseos. Una noche fue invitada al baile que daba la corte, pero tal y como había predicho la bruja, cada paso, cada movimiento de las piernas le producía atroces dolores como premio de poder vivir junto a su amado. Aunque no pudiese responder con palabras a las atenciones del príncipe, éste le tenía afecto y la colmaba de gentilezas. Sin embargo, el joven tenía en su corazón a la desconocida dama que había visto cuando fue rescatado después del naufragio.
Desde entonces no la había visto más porque, después de ser salvado, la desconocida dama tuvo que partir de inmediato a su país. Cuando estaba con la Sirenita, el príncipe le profesaba a ésta un sincero afecto, pero no desaparecía la otra de su pensamiento. Y la pequeña sirena, que se daba cuenta de que no era ella la predilecta del joven, sufría aún más. Por las noches, la Sirenita dejaba a escondidas el castillo para ir a llorar junto a la playa.
Pero el destino le reservaba otra sorpresa. Un día, desde lo alto del torreón del castillo, fue avistada una gran nave que se acercaba al puerto, y el príncipe decidió ir a recibirla acompañado de la Sirenita.
La desconocida que el príncipe llevaba en el corazón bajó del barco y, al verla, el joven corrió feliz a su encuentro. La Sirenita, petrificada, sintió un agudo dolor en el corazón. En aquel momento supo que perdería a su príncipe para siempre. La desconocida dama fue pedida en matrimonio por el príncipe enamorado, y la dama lo aceptó con agrado, puesto que ella también estaba enamorada. Al cabo de unos días de celebrarse la boda, los esposos fueron invitados a hacer un viaje por mar en la gran nave que estaba amarrada todavía en el puerto. La Sirenita también subió a bordo con ellos, y el viaje dio comienzo.
Al caer la noche, la Sirenita, angustiada por haber perdido para siempre a su amado, subió a cubierta. Recordando la profecía de la hechicera, estaba dispuesta a sacrificar su vida y a desaparecer en el mar. Procedente del mar, escuchó la llamada de sus hermanas:
-¡Sirenita! ¡Sirenita! ¡Somos nosotras, tus hermanas! ¡Mira! ¿Ves este puñal? Es un puñal mágico que hemos obtenido de la bruja a cambio de nuestros cabellos. ¡Tómalo y, antes de que amanezca, mata al príncipe! Si lo haces, podrás volver a ser una sirenita como antes y olvidarás todas tus penas.
Como en un sueño, la Sirenita, sujetando el puñal, se dirigió hacia el camarote de los esposos. Mas cuando vio el semblante del príncipe durmiendo, le dio un beso furtivo y subió de nuevo a cubierta. Cuando ya amanecía, arrojó el arma al mar, dirigió una última mirada al mundo que dejaba y se lanzó entre las olas, dispuesta a desaparecer y volverse espuma.
Cuando el sol despuntaba en el horizonte, lanzó un rayo amarillento sobre el mar y, la Sirenita, desde las aguas heladas, se volvió para ver la luz por última vez. Pero de improviso, como por encanto, una fuerza misteriosa la arrancó del agua y la transportó hacia lo más alto del cielo. Las nubes se teñían de rosa y el mar rugía con la primera brisa de la mañana, cuando la pequeña sirena oyó cuchichear en medio de un sonido de campanillas:
-¡Sirenita! ¡Sirenita! ¡Ven con nosotras!
-¿Quiénes son? -murmuró la muchacha, dándose cuenta de que había recobrado la voz-. ¿Dónde están?
-Estás con nosotras en el cielo. Somos las hadas del viento. No tenemos alma como los hombres, pero es nuestro deber ayudar a quienes hayan demostrado buena voluntad hacia ellos.
La Sirenita, conmovida, miró hacia abajo, hacia el mar en el que navegaba el barco del príncipe, y notó que los ojos se le llenaban de lágrimas, mientras las hadas le susurraban:
-¡Fíjate! Las flores de la tierra esperan que nuestras lágrimas se transformen en rocío de la mañana. ¡Ven con nosotras! Volemos hacia los países cálidos, donde el aire mata a los hombres, para llevar ahí un viento fresco. Por donde pasemos llevaremos socorros y consuelos, y cuando hayamos hecho el bien durante trescientos años, recibiremos un alma inmortal y podremos participar de la eterna felicidad de los hombres -le decían.
-¡Tú has hecho con tu corazón los mismos esfuerzos que nosotras, has sufrido y salido victoriosa de tus pruebas y te has elevado hasta el mundo de los espíritus del aire, donde no depende más que de ti conquistar un alma inmortal por tus buenas acciones! -le dijeron.
Y la Sirenita, levantando los brazos al cielo, lloró por primera vez.
Oyéronse de nuevo en el buque los cantos de alegría: vio al Príncipe y a su linda esposa mirar con melancolía la espuma juguetona de las olas. La Sirenita, en estado invisible, abrazó a la esposa del Príncipe, envió una sonrisa al esposo, y en seguida subió con las demás hijas del viento envuelta en una nube color de rosa que se elevó hasta el cielo.


Ser anfibio

La Sirenita, 1913, por Edvard Eriksen/ escultura colocada en el puerto de Copenhague, Dinamarca, en honor al personaje del cuento de Hans Christian Andersen (amplíese)

Editorial de sanlunes/ O del centrismo radical en política

La lección francesa hacia el centro: fuerte, raso y colocado
-Manuel Falcón

Las recientes elecciones presidenciales en Francia salvaron a la política mundial de una racha autodestructiva cuya tendencia suicida tiende a elegir líderes representantes de  los extremismos ya de derecha ya de izquierda con el único dizque argumento de que se trate de alguien ajeno o alejado de la clase política convencional. El país que iluminó al mundo con la Ilustración enciclopédica y luego, con la Revolución Francesa y la declaración de los Derechos del Hombre, volvió a dar el ejemplo al señalar el camino de las democracias occidentales: el centro como postura política pertinente de poder, sobria, prudente y responsable. La propuesta es crucial. En efecto, en un contexto donde cada vez resulta más difícil definir qué significan los términos "izquierda" y "derecha" bajo cuyas etiquetas se cobija una variopinta fauna de extravagante pelaje de manera tal que fuerza a indicar dichos términos en plural: las izquierdas y las derechas,  entre tirones y jaloneos hacia una u otra posición, en medio, los ciudadanos se declaran hartos y hastiados de dichas posturas maniqueas. Por tanto, se rechaza ya no sólo los conceptos de izquierda y derecha,  sino en bloque, todo lo que abarque la palabra "política". Pero la estrategia social reactiva de echar bajo la alfombra lo desagradable, ha hecho emerger un monstruo configurado con los trozos y desechos de las repudiadas izquierdas y derechas: el populismo.  
Un fantasma recorre el mundo, el del populismo. Tal corriente adictiva se define, en rigor, como movimiento de masas jineteado por un líder carismático que posee La Verdad. Y dicha Verdad brota de una única fuente (música de fondo con caracteres místicos de Revelación): el pueblo. ¿Qué es el pueblo? Se define a gusto del líder y la hora que se le antoje. Mas a dicha Verdad  se subordinan en automático todas las demás verdades: las fake news de los medios de comunicación; y los mensajes y proclamas de las instituciones oficiales gubernamentales y privadas que sólo buscan mentir y engañar al pueblo. De ahí que el populismo sea por esencia, simplista, reduccionista y maniqueo. Así,  toda la complejidad de la política (al pueblo no sólo hay que subestimarlo sino iluminarlo didácticamente) se reduce a dos bandos: los Buenos, los que están del lado del líder carismático que ipso facto queda incluido en el perímetro del pueblo; y los Malos: quienes no son 'pueblo' porque no siguen al líder o están contra él. Gracias a dicha visión maniquea triunfó Donaldrástico Trumpig en Estados Unidos; gracias a dicha forma de entender la política, en el Reino Unido votaron por abandonar la Unión Europea; gracias a semejante reduccionismo del ejercicio del poder, Nicolás Maduro ha convertido su régimen en Venezuela en  una dictadura chafa. El líder populista necesita inventarse (como el niño que inventa el Coco y luego le tiene miedo) un enemigo: el neoliberalismo; el imperialismo yanqui; la burguesía financiera de Wall Street; la mafia en el poder; los medios de comunicación; los migrantes; los musulmanes; la aborrecida clase política convencional, etcétera. 

¿Cómo escapar al populismo? ¿Cómo evitar quedar de repente convertido en un Walker (en el sentido de la serie Walking Dead ) que va por mera inercia, en romería, detrás del líder carismático? Las elecciones en Francia parecen señalar una dirección: el centro del espectro político como opción. Entendido el centro no como una Tercera Vía (ya se ha visto el espejismo de tal postura o que responda Luis Echeverría por su Universidad del Tercer Mundo) ni como forma neutra que huye de los conflictos o los minimiza. La posición política de centro significa ejercer el poder con realismo y pragmatismo, con severidad administrativa y enfoque en los servicios públicos; en suma, el centro busca la eficacia técnica y política. 
Ser eficaz como político es entonces el objetivo; y no es político quien se autoproclama vocero del pueblo y extrae de su sombrero utopías o boletos de retorno a paraísos perdidos,  transformación de conversos mediante un proceso de purificación -supervisado y autorizado por el líder carismático- en pueblo o miembro del bando de los Buenos. "Todo es corrupción", exclama el líder populista, "pero, arrepiéntete, deja todo, sígueme y quedarás purificado". Para las masas infantilizadas, la imagen de una figura paterna puede verse como salvación; pero, para eso están las religiones. Y tanto en Francia como en México, por cierto, el Estado es laico. 
Colofón: la apuesta desencantada pero eficaz, es por el centro. Y para las elecciones de 2018 en México, tal posición quizá no provenga de ningún partido sino de un ciudadano común y corriente.

Ganó la Unión Europea y el mundo


Destroza a tu prójimo como a ti mismo: ¿el box es manda o deporte?

*El box es una competencia donde resulta ganador el que le provoca más daño cerebral a su oponente del que ha recibido él 
-Asociación Británica de Medicina
*La estafa de Televisa y Tv Azteca con la pelea Canelo vs. Chávez júnior es antológica. ¿Y las autoridades?
-Rayuela del periódico La Jornada, 8 de mayo de 2017

-Manuel Falcón

 -¿Por qué le llamamos deporte a una actividad como el box en donde dos personas se tambalean a puñetazos hasta que uno de ellos ya no puede más? 
-¿Por qué se disfruta viendo a dos personas peleando? ¿Qué hay de gozoso en ver caras (nariz, boca, párpados, pómulos, cejas, orejas y sobre todo, el cráneo que contiene el cerebro) demolidas a golpes? 
-El único deporte del box es la competencia entre televisoras, managers, promotores  y, a partir de 1960, con Cliff Perlman a la cabeza del Caesars Palace, entre dueños de casinos y hoteles de Las Vegas
-¿Por qué dos boxeadores mexicanos deben pelear no orgullosamente en su país sino en los Estados Unidos, en concreto, en Las Vegas? (imagen súbita de Trumpig aplaudiendo: "¡Que se partan la madre entre ellos, así nos evitan el deporte de deportarlos!") ¿Qué intereses hay detrás? Y sin que nos apunte un gángster, ¿se recuerda el origen de Las Vegas?
-A diferencia de los verdaderos deportes, el box no es metáfora de competencia porque no responde al lema del barón de Coubertin: citius, altius, fortius (más rápido, más alto, más fuerte) cuyo objetivo es inspirar y admirar las destrezas y habilidades del cuerpo sano, íntegro, bello. El box tiene como fin destruir el cuerpo: es una pelea con violencia explícita para causar el mayor daño posible al oponente o competidor. ¿Qué hay de admirable en un rostro sangrante o en un sujeto desmayado por contusión cerebral?
-Los diputados prohíben las peleas de perros para proteger a los animales; pero no prohíben las peleas entre humanos porque son mejor negocio que las peleas de perros. En ese sentido, la condición humana de un boxeador vale menos que la condición de can
-¿No es un indicador lastimoso que la mayoría de boxeadores provengan de las clases más humildes; que la mayoría sean mexicanos, centro o sudamericanos, negros, filipinos (cuyo país, Filipinas, fue colonia española y luego gringa), que se convierten en carne vapuleable, pues no tienen nada qué ofrecer más que su cuerpo?
-¿No es salvajismo que haya empresarios que ganen dinero exhibiendo a seres humanos machacándose los sesos hasta quedar tarados? ¿No es psicosis colectiva inducida excitar los más bajos instintos de un público que va a contemplar como espectáculo, la destrucción mutua de dos cuerpos humanos? ¿Dónde está el deporte en dicho linchamiento mediático que azuza los instintos crueles de las masas?
-¿Cuál es el desenlace de la mayoría de los boxeadores? ¿Acaso no es el Alzheimer, el Parkinson, cuando no el alcoholismo o la vejez prematura? "Nacidos-para-perder" (escribe Carlos Monsiváis en Los rituales del caos)"el ámbito de los jóvenes pobres con facultades, de los chavos sobrados de coraje a corto plazo y faltos de voluntad a largo plazo, que veían en las afueras de los gimnasios a los seres atrofiados que alguna vez fueron promesas alucinantes, los boxeadores cuya agonía existencial" se describe ahora con la palabra leyenda pero con apodo: Rubén el Ratón Macías, Ricardo el Pajarito Moreno, Rodolfo el Chango Casanova, Rubén el Púas Olivares, José el Toluco López, José Mantequilla Nápoles ¿Cómo acabaron sus días, dónde están ahora?
- Se pregunta y se responde: ¿Usted sabe por qué el box es deporte?/ Porque está en las Olimpíadas. Vuelta al punto de partida: ¿y por qué está en las Olimpíadas? 
- Se pregunta y se responde: ¿Usted sabe cuál es la diferencia entre preocuparse por las peleas de perros y no preocuparse por las peleas entre humanos?/ Los boxeadores  pelean voluntariamente. ¿De veras? ¿No será acaso 'opción' de humildes pobres diablos (que con frecuencia trasmiten de generación en generación su admiración por el nocaut), sin educación y desinformados que, igual que quienes deciden convertirse en narcos, ofrecen su cuerpo al martirio porque consideran esa ruta como la única y más rápida para hacerse millonarios de golpe?
- Se pregunta y se responde: ¿se sintió Usted decepcionado por la pelea entre el Canelo y Chávez, Jr.? ¿No será porque era obvio que el Canelo le ganaría a Chávez Jr. debido a que las edades, tallas y categorías de ambos boxeadores eran, de entrada, diferentes? 
 Mejor respondamos por rounds (según el sitio Alto Nivel):
Round 1 Las ganancias del duelo rondaron por encima de los 100 millones de dólares 
Round 2 La taquilla garantizó 12 mdd, mientras que hoteles, restaurantes y otros consumos generaron más de 50 millones mdd, según la Comisión de Las Vegas  
Round 3 Las televisoras mexicanas, Televisa y Tv Azteca obtuvieron 2.6 mdd sólo en anuncios comerciales
Round 4 En el momento en que el ‘Canelo’ confirmó el combate, las 21,000 entradas para la arena se agotaron
Round 5  La bolsa garantizada de Chávez Jr. será de 6 millones de dólares, mientras que la del ‘Canelo’ superará los 20 millones de dólares. Además, ambos recibirán un porcentaje de las ventas del Pago por Evento
Round 6 La disputa apela al mercado de la nostalgia en Estados Unidos. Se espera que en un millón de hogares estadounidenses se vea el combate, a través del Pago por Evento.
Round 7 La pelea sería la más vista por Pago por Evento desde el duelo protagonizado por Floyd Mayweather y Manny Pacquiao hace dos años.
Round 8 En México, se espera una audiencia de más de 40 millones de personas  
Round 9 La reventa de las entradas alcanzó los 30 mil dólares
Round 10 En un inicio, el ‘Canelo’ tenía 7 a 1 de ventaja en las casas de apuestas. A un mes de la pelea, la cifra pasó a 4.5 a 1. Para ganar 100 dólares con el ‘Canelo’ se deben apostar 700 dólares. Para obtener 450 dólares con Chávez se deben apostar 100
Round 11 El contrato de la pelea contenía una cláusula de revancha que se haría efectiva sólo si el ‘Canelo’ hubiese perdido ante Chávez Jr.; pero al revés, el hijo de la leyenda del box no tenía derecho a exigir un segundo encuentro
Round 12 El favorito para ganar fue siempre el ‘Canelo’
-Descífrense las cifras millonarias y pregúntese por qué es necesario definir como deporte que dos individuos se destrocen la cara mutuamente ante millones ávidos de sadismo
-Conscientes de los derechos de los perros, se inquiere: ¿los boxeadores no tienen derechos humanos? 
-Huelga decir el fomento al machismo que provoca el box. La memoria evoca escena didáctica entre padre e hijo: "¿cómo que le tienes miedo? ¿Eres una niña llorona? ¡Aprende a defenderte! Te voy a meter a clases de box para que la próxima vez que ese chamaco te haga bullying le propines un fuerte puñetazo que le quiebre la nariz para que aprenda a no meterse contigo". Nada de propiciar el diálogo o el debate de ideas o la exposición de críticas razonadas: el machismo embrutecedor se aprende a puñetazos
-Otra escena memorable del ámbito escolar a cargo de profesores didácticos: "¡Un momento, deténganse, sepárenlos!" -ordenan a gritos mientras separan a los niños trenzados a golpes en el piso. " Si se van a pelear, que sea como hombres: con guantes y en un ring (que de inmediato se improvisa con sogas y estacas), boxeando". Uno de los profesores oficia de réferi, da la señal y los niños se tunden recíprocos puñetazos, mientras sangran, lloran, pero "se defienden como hombrecitos, no como jotos". De nuevo, en un contexto machista, prima la didáctica de la violencia física por encima del acuerdo pacífico, enseñando por ejemplo, a dirimir diferencias y antipatías mediante el diálogo razonable y razonado
-¿Por qué no cobra auge el box entre mujeres? Silencio cómplice del público machista 
-¿Cuál es el objetivo didáctico de publicar en periódicos el tipo de camioneta lujosa-modelo narcocó- que adquirió por 8.8 millones de pesos el Canelo? Aparte del fetichismo clasista rampante, ¿es para que los niños y jóvenes de México se apantallen y pasmados sigan el ejemplo de enriquecerse de golpe, así sea a costa de sacrificar su cuerpo en aras del box?
-En suma, el box no es deporte salvo en el entrenamiento previo a la carnicería

domingo, 7 de mayo de 2017

¿Por qué fallaron los hackers rusos y anónimos en Francia? ¿Por qué los franceses ignoraron a los teoréticos de la conspiración y divulgadores de mentiras empacadas como verdades ('fake news')/ NYT

Why the Macron Hacking Attack Landed With a Thud in France

PARIS — Maybe it was the suspect timing of the leaked documents. Or the staggering amount and possibility that some were fake. Or a feeling among the French that, having witnessed how hacking may have altered the American election, they would not fall for the same ploy.
Whatever the reasons, newspapers and broadcasters in France have so far conspicuously avoided reporting any details of what was described on Friday night as a “massive” pre-election hacking attack on Emmanuel Macron’s campaign.
The bereft coverage extended into Monday night, well after a 44-hour legal ban on election reporting surrounding the Sunday vote had lifted.
By then it was clear that the hacked material — regardless of what it might contain — had caused no ill effects on the campaign of Mr. Macron, who won decisively over the far-right candidate Marine Le Pen.
The contrast with the United States presidential campaign was sharp: Hacking of Hillary Clinton that was traced to Russia may have played a role in her defeat by Donald J. Trump, but news of the hacking in France was met with silence, disdain and scorn.
The contrast may have been amplified further by the absence of a French equivalent to the thriving tabloid culture in Britain or the robust right-wing broadcast media in the United States, where the Clinton hacking attack generated enormous negative coverage.
“We don’t have a Fox News in France,” said Johan Hufnagel, managing editor of the leftist daily Libération. “There’s no broadcaster with a wide audience and personalities who build this up and try to use it for their own agendas.”
He also said that French voters, with the benefit of hindsight, were suspicious of destabilizing developments like the ones that may have affected the vote in the American presidential election and Britain’s so-called Brexit referendum last June to leave the European Union.
“French voters didn’t want to get into that game,” Mr. Hufnagel said. “They were mentally prepared after Trump and Brexit and the Russians, even if it’s not clear they’re behind it.”
Some Macron supporters initially feared that the reports of the hacking and his inability to respond could be devastating on the eve of voting.
The hacking lit up social media, especially in the United States, where far-right activists have joined together to spread extremist messages in Europe.
On Election Day, the French-language version of Sputnik, the Russian news outlet, played up social media coverage of the leaks.
But the leaks did not get much traction in France, where news outlets respected the blackout. The documents landed at the 11th hour, without time for journalists to scrutinize them before the ban went into effect.
The news media also heeded an admonition by the government’s campaign regulatory body not to publish false news. Mr. Macron’s campaign said that fake documents had been mixed in with authentic ones.
There were also reports that Mr. Macron’s campaign, well aware that it was a hacking target, had deliberately fed hackers false information in responding to phishing emails, which may explain why the leaked data was disseminated late in the campaign.
“You can flood these addresses with multiple passwords and logins, true ones, false ones, so the people behind them use up a lot of time trying to figure them out,” The Daily Beast quoted Mounir Mahjoubi, the head of Mr. Macron’s digital team, as saying. 
Mr. Hufnagel said that Libération would take time to evaluate and verify the leaked documents before writing any articles.
Le Monde, the country’s leading daily, said in an article published Saturday that it would also scrutinize the leaked material before writing.
“If those documents contain revelations, Le Monde, of course, will publish them, after having investigated in accordance with our journalistic and ethical rules, without letting ourselves be manipulated by the publishing agenda of anonymous actors,” the newspaper said.
After that blackout ended Sunday night, most news outlets said only that the French authorities had opened an investigation.

That reticence stretched across the landscape of newspapers in France, regardless of political leaning. Several weekly newsmagazines — the conservative Le Point, the centrist L’Express and the left-leaning L’Obs — also held back.
The Macron campaign has said little about the hacking and leaks beyond a statement late Friday night — just minutes before the blackout began — describing the operation as “massive and coordinated” and an effort to destabilize French democracy.
For now, it appears the attack turned up mostly mundane documents. Although the coverage has hardly been comprehensive, no real smoking guns have been uncovered.
“The good news is that there was an attempt at destabilization that didn’t work,” said Céline Pigalle, the top editor at BFM-TV, a private broadcaster. “The elements weren’t strong enough. But what would have happened if they had been?”
Ms. Pigalle said the late-breaking document dump provided a reason to revise the news blackout law. It was created to give citizens time to reflect before voting, but in the era of social media, it gives anyone with a Twitter account an edge over France’s respected news outlets.
“It denies the world as it exists today, when social media don’t stop,” she said.
The National Front, Ms. Le Pen’s party, has a vexed relationship with the mainstream news media, which it has at once scorned and used.
Ms. Le Pen and her aides have at times floated conspiracy theories, asserting — without evidence — that Mr. Macron had an offshore bank account, for instance. But her campaign did not have enough time after news of the hacking attack became public to seize on any damaging findings.
Just before the campaign blackout deadline, a senior National Front official, Florian Philippot, said on Twitter: “Will Macron leaks teach us things that investigative journalism deliberately killed? It’s shocking, this shipwreck of democracy.”
But his message came across as a last-minute act of desperation. On a popular morning radio show on France Inter on Monday, the journalist Léa Salamé asked a National Front official, Nicolas Bay, about Mr. Philippot’s post on Twitter. Mr. Bay said that the methods used to disseminate the Macron campaign documents might be questionable, but that it was important to discover their contents. The conversation ended there.

The National Front does not have the equivalent of a Bill O’Reilly or a Sean Hannity, the right-wing commentators who helped shore up Mr. Trump’s presidential bid. While French commentators such as Éric Zemmour, a regular on radio and television who has a column in Le Figaro, have fed into a sense of decline and insecurity that the National Front tried to capitalize on politically, neither he nor other so-called neo-reactionary commentators endorsed the far-right party.
In the United States, reaction to the Macron leaks was more animated, and Hillary Clinton took to Twitter to comment. “Victory for Macron, for France, the EU, & the world. Defeat to those interfering w/democracy. (But the media says I can’t talk about that).”